S?bado, 13 de diciembre de 2008


Otro documento más, en este caso un artículo periodístico, que muestra claramente que los primeros y mayores perjudicados por la actividad minera en Somorrostro fueron los antiguos vecinos de este valle, quienes vieron de la noche a la mañana destruido su sistema de vida tradicional.

En tanto que miles de emigrantes venían a trabajar en las minas de los Montes Altos de Triano, ellos, por contra, amenazaban con dejar la tierra de sus ancestros y emigrar a América.

Al final, todos, tanto los naturales como los que llegaron, acabarían formando parte de la misma desgraciada actividad; finalizaron siendo víctimas de un mismo "progreso" y entregándose a una misma "cultura social" y, en ocasiones, habiendo comprobado que sus usos y costumbres habían sido abolidos y que el derecho consuetudinario había sido pisoteado, y que que sus casas y tierras eran demolidas o expropiadas, tomaron como suya una lucha que, de haberse respetado nuestros fueros, nunca debió haber llegado a producirse aquí.


"Más de 200 vecinos de San Salvador del Valle se dirigieron días pasados al señor don Rufino de Olaso rogándole apoyara un escrito que habían dirigido al señor gobernador civil protestando de que con los escombros de las minas se cierran los cauces públicos, siendo esta la causa de que desborden los ríos, echando a perder las tierras de labor, por lo que habían pedido se les indemnizara de los perjuicios causados y se evitara en lo sucesivo la repetición de tales hechos, haciendo cumplir disposiciones vigentes sobre la materia.

Los firmantes estaban decididos a venir a Bilbao con sus familias y realizar una manifestación. Otros indicaban que si no se les atendía con la urgencia que el caso exige y del que es demostración que en los últimos desbordamientos del río alcanzaron las aguas 1,70 metros de altura, emigrarán a América.

El señor Olaso les disuadió de sus propósitos y los recomendó que nombraran una comisión que visitara al gobernador civil señor Aresti, en cuya rectitud y altas dotes confiaba plenamente.

Ayer vino la Comisión, presidida por el alcalde, compuesta por doce vecinos de San Salvador y en unión del señor Olaso visitaron al gobernador manifestándole que con un desembolso de tres céntimos de peseta por tonelada de mineral pudieran realizarse los trabajos de dragado y canalización que se considera necesarios.

El señor Aresti estuvo muy amable con los comisionados. Se lamentó de que la falta de estabilidad de los gobiernos retrase soluciones de asuntos de gran interés, e indicó que el de que se ocupaba tiene que seguir determinados trámites legales que procurará se realicen en el más breve espacio posible a fin de solucionar el asunto en forma satisfactoria para los intereses de los reclamantes.

Idéntica manifestación les ha hecho el señor Aresti a otros reclamantes análogos de las vegas de Baracaldo"


EL NOTICIERO BILBAINO

17 de Febrero de 1907





Por la transcripción:

Goio Bañales



Publicado por negrodehumo @ 23:09  | MINEROS Y MINER?A
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios