Domingo, 21 de junio de 2009



Son tan pocas las noticias que tenemos del sacerdote y poeta gallartarra Tomás Gillín, que cuando tropezamos con alguna reseña suya no podemos por menos que subirla al blog; y eso, a pesar de que el contenido resulte un tanto intrancendental, como lo es el de esta gacetilla que copio a continuación, que se hacía eco del magnífico sermón que Gillín pronunció en las fiestas de Gallarta del año 1906.

 

"EN GALLARTA

Según nos participan de Gallarta anoche después del pasacalles por las bandas de música y tamborileros, hubo concierto en la plaza, que estuvo muy animado.

La plaza se hallaba muy bien iluminada.

Hoy las mismas bandas han recorrido las calles, tocando diana.

A las diez de la mañana se ha celebrado solemne función religiosa en la iglesia.

Se ha cantado la misa del maestro Calahorra, por la capilla reforzada por valiosos elementos del orfeón de Portugalete.

El sermón estuvo a cargo del elocuente orador sagrado, hijo de Gallarta, don Tomás Gillín.

Desarrolló el tema "El mal presente tiene por causa en los que nos llamamos cristianos, la cobardía de no entregar el corazón entero a Dios".

Consideró a San Antonio como modelo de valor cristiano.

Tuvo frases enérgicas para condenar el racionalismo que hoy priva entre los hombres y que engendra a Pallás, Morral, etc.

Sería tarea imposible seguir paso a paso la notable oración sagrada del señor Gillín, quien dio a demostrar que es uno de nuestros primeros oradores religiosos.

Los párrafos llenos de elocuencia y de unción sagrada del orador, cautivaron a los fieles, que llenaban las naves del templo.

A la función sagrada acudió el Municipio en Corporación.

Terminada la función religiosa, el señor Gillín fue muy felicitado por su hermosa oración sagrada.

Después hubo concierto en la plaza, que se vio animadísimo.

Se nota la presencia de gran número de forasteros.

Esta tarde se está jugando el partido de pelota a pala entre Begoñés y Abadiano menor contra Arrúe y Cortázar.

El frontón está animado."


EL NERVIÓN. 13 de Junio de 1906.



Simplemente añadir que la referencia a San Antonio, contenida en el artículo que he copiado, se debe a que es el patrón de la localidad, cuya festividad se celebra, precisamente, el 13 de junio.

Otras referencias contenidas en el artículo, como las que Gillín hizo a Pallás y Morral, pueden, hoy día, no sonar demasiado, pero en su momento eran dos personajes muy conocidos. Paulino Pallás era un anarquista que intentó matar con una bomba al general Martínez Campos, en Barcelona; fue capturado y ejecutado. Más cercano en el tiempo al sermón de Gillín era Mateo del Morral, quien poco antes, el 13 de mayo de 1906, atentó contra Alfonso XIII y María Eugenia, arrojando contra ellos una bomba desde el balcón de su casa. Los reyes consiguieron salir ilesos pero la explosión causó 23 muertos y más de un centenar de heridos.


Por la transcripción:

Goio Bañales


P.D.  Para ilustrar esta pequeña referencia a Gillín he elegido otro poema de su libro "Horas de Luz", en el que traza un dibujo de su pueblo, manifestando claramente su amor a las tradiciones y paisajes, impregnándolo todo en un halo de melancolía contemplativa.

Como creo que es más agradable leerlo en las páginas amarillentas y apolilladas del libro original que en una copia que yo pueda hacer, he colocado las imágenes para que, pulsando en ellas, se abra una ventana mostrándolas en mejor resolución.

 

 

 

 

 

 

Volver a página principal

 

 


Publicado por negrodehumo @ 0:32  | BERTSOAK eta POETAK
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios